¿Cómo la India lucha contra su adicción al carbón?

323

Fuente: https://mundo.sputniknews.com

Recibe la revista: bit.ly/2PE1IGk

La dependencia de producción de carbón puede convertirse en un desafío monumental para la India en la siguiente década si se duplica la demanda de energía en condiciones de un rápido crecimiento económico y poblacional.

Una espesa niebla oscura suele envolver de vez en cuando la ciudad de Singrauli, más conocida como la capital del carbón de la India. La llaman así porque alberga en su territorio 8 centrales de carbón. Estas instalaciones suministran diariamente la energía a 16 millones de casas. Por ello Singrauli es crucial para los planes del Gobierno que busca proveer energía para todos los ciudadanos del país.

Serias consecuencias

Sin embargo, la producción de carbón contamina gravemente el aire de la India que en el 2018 albergó siete de las diez ciudades con el aire más contaminado en el mundo, según el reporte publicado en el portal AirVisual.

Mientras tanto la contaminación aérea en la India causó la muerte de al menos 1,2 millones de personas en el 2017, informó el Instituto de Efectos sobre Salud.

«Nosotros tenemos problemas con el agua potable. Tenemos complicaciones de estómago; los niños también sufren problemas. El polvo de carbón penetra en la casa y se asienta en nuestra comida», se quejó a la CNN una residente de Singrauli.

No obstante, los efectos perniciosos causados por la producción del carbón van más allá de la contaminación aérea. La industria de producción de carbón, siendo el mayor emisor del dióxido de carbono (CO2) en la India, contribuye gravemente al calentamiento global.

Hoy en día la India es el tercer emisor mundial de gases de efecto invernadero. Esta es la razón por la que el país asiático es vulnerable frente a las olas de calor que se han convertido en la norma en los veranos cuando las temperaturas alcanzan los 50o C en varias provincias. Estas olas de calor han matado a más de 5.000 personas desde el 2010.

¿Qué medidas emprende India para arreglar la situación?

Para mitigar estos problemas la empresa minera Northern Coalfields que opera en Singrauli ha empezado a esparcir agua en cuencas mineras para disminuir el volumen de polvo. Además, la compañía deja de usar camiones y pasa a emplear trenes para para transportar el carbón. También desmantela algunas centrales eléctricas y las reemplaza con las nuevas plantas que producen menos emisiones. 

A su vez el Gobierno de primer ministro Narendra Modi ha introducido algunas metas ambiciosas para poder controlar el cambio climático y el consumo de energía. Hoy en día la India invierte activamente en el desarrollo de energía renovable. En particular, el país asiático ha aumentado la potencia de sus instalaciones solares de 4 gigavatios en el 2015 hasta 30 gigavatios. 

En el 2022 el Gobierno de la India busca alcanzar la potencia de 175 gigavatios en sus fuentes de energía renovables: recibiendo 100 gigavatios con ayuda de las centrales solares, 60 gigavatios con las instalaciones eólicas, 10 gigavatios con los biocombustibles y 5 gigavatios con la energía hidroeléctrica.

«Estamos acelerando el ritmo de energías renovables de una manera muy, muy rápida. La mayor fuerza de la India no reside en la producción del carbón sino en el sol. Creo que en los próximos tres o cuatro años usted notará que el traspaso hacia las energías renovables es fenomenal», declaró Amitabh Kant, director ejecutivo del ‘think tank’ gubernamental Institución Nacional para Transformación de la India.

Los comentarios están cerrados.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More

Privacy & Cookies Policy